martes, octubre 20, 2009

Fósiles "virtuales" de hace 510 millones de años permiten conocer el origen de las estrellas de mar


Por primera vez en España, un pequeño fósil del Cámbrico ha sido sometido a una nueva técnica de visualización 3D. Este fósil proviene del Parque Natural del Moncayo, en Zaragoza. El estudio ha sido publicado en la prestigiosa revista británica Zoological Journal of the Linnean Society y realizado por Imran A. Rahman (Imperial College, Londres) y Samuel Zamora (IUCA-Universidad de Zaragoza. Con apenas un par de centímetros de longitud y color blanco brillante, este fósil resalta claramente sobre la matriz rocosa rojiza que lo rodea. Este animal pertenece a los equinodermos, grupo en el que hoy en día se incluyen también, animales tan familiares para todos nosotros, como el erizo o la estrella de mar.

Una de las principales obsesiones de los paleontólogos es el poder penetrar y observar el interior de los fósiles. Durante muchos años esto sólo era posible utilizando técnicas de preparación, todas destructivas, para acceder y estudiar aquello que los caparazones, la roca o los huesos nos ocultaban. Esto permitía acceder al interior de los fósiles pero, por contra, era necesario pagar un precio muy alto y los ejemplares eran destruidos. Cuando los fósiles son únicos es imposible estudiarlos mediante estos métodos.

Más información en Aragosaurus